Historias

Enseñando el amor al arte

Juliette Uribe

Practicante de comunicación social y periodismo- Universidad de Ibagué

Jorge Hernández Cortés nació en Alvarado en 1952. Es un hombre con una mirada profunda, voz cordial, de mediana altura y manos desgastadas de tantas creaciones que han hecho. Jorge es docente de artística del Colegio Carlos Blanco Nassar, del municipio de Anzoátegui. Sus compañeros de trabajo lo describen como una persona amable, colaborador, emprendedor, solidario y, sobre todo, entregado a su trabajo.

Su inicio artístico se remonta a cuando él tenía 12 años, cuando su amor por la pintura empezó a aflorar. Lleva 50 años trabajando como docente, estuvo en el ejército, estudió Artes Plásticas en Bogotá y ha realizado diversos cursos para reforzar y ampliar sus conocimientos. Pinta al óleo, acrílicos, en tercera dimensión y otras ramas. Le gusta siempre evolucionar en sus obras y se considera “crítico en el arte para tratar de mejorar y perfeccionar”, pero siempre con un enfoque constructivo.

Bodegón de antuarios- Óleo sobre lienzo. Obra: Jorge Hernández.

En febrero del próximo año Jorge se retirará del magisterio, luego de toda una vida dando clase a los jóvenes anzoategunos. “Cuando me retire me va a dar mucho pesar, mucha nostalgia, pero creo que cumplí con lo que tenía que dar”. Él considera que, más allá de solo enseñar artística, ha logrado sembrar en sus alumnos la creatividad que todos deberíamos desarrollar.

Más que una simple calificación, lo importante en sus clases es el aprendizaje de sus alumnos, por lo que tiene algunos materiales guardados específicamente para aquellos que no han tenido la posibilidad económica de conseguirlos, y así todos pueden trabajar en igualdad de condiciones. “He vivido las 24 horas para los muchachos, no estoy ocupado para ellos. Siempre les he dicho que pueden contar conmigo en cualquier momento”.

También manifiesta que el orgullo más grande que tiene en su carrera como docente es el de haberle dedicado más tiempo a los alumnos que más complicada se les hacía su materia, pues se siente feliz por haberles ayudado a encontrar su creatividad.

Le ha regalado obras a muchos amigos, por lo que su firma se puede encontrar en pinturas a lo largo del país, y dejará una obra en el Colegio Carlos Blanco Nassar como un recuerdo para la institución. Sin embargo no ha realizado una exposición de arte, pero espera poder realizar una cuando encuentre su estilo característico, pues no quiere parar de crear.

El arte es algo importante para todos, es importante para cualquier ámbito de la vida, genera creatividad y maquina la imaginación, como dice el profesor Jorge: «Todos debemos demostrar la creatividad que tengamos: Ser creativo es ser libre».

Homenaje a su hijo ingeniero: Técnica mista: Acrílico, óleo, figuras superpuestas sobre madera- Obra: Jorge Hernández.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba