Otros Deportes

Montoya lo contó todo, su salida de la F1, su antipatía con la prensa y la vez que se embriagó con Schumacher

Juan Camilo Vélez Tovar

Periodista con énfasis en periodismo deportivo y temas culturales.

Juan Pablo Montoya es un Ídolo para los fanáticos del automovilismo que lo vieron consolidarse como uno de los mejores deportistas del siglo XX, mientras que para otros es uno más, tal vez por su carácter de odioso y antipático con la prensa, al menos ese es el concepto que algunos tienen de él.

Estas son algunas de sus confesiones.

Un robo increíble a la salida del aeropuerto del DF: cuando salían de Ciudad de México rumbo a Londres, padecieron un grave accidente.

“La policía mexicana del aeropuerto del D.F., con un descaro que no volví a ver en mi vida, nos robó los pasaportes, los pasajes y la plata que teníamos, nos sacó las maletas a una puerta, nos puso literalmente en la calle y nos dio una moneda”. Cuenta Juan Pablo. Este hecho ocurrió en 1994, cuando se dirigía junto con su padre Pablo hacia Inglaterra a realizar pruebas para la Formula 3 en la pista de Donington, con el equipo West Surrey Racing.

Una frase de su padre que le cambió la vida para siempre

“Yo creo que para él todo esto también fue un sueño. Hoy, él ya está acostumbrado y disfruta mucho más las carreras, mucho más relajado. Ganamos o pa’ la casa. Si no ganamos, no hay patrocinios, ni nada”. 

Lo que piensa de Fernando Alonso, su concepto

“Fue campeón del mundo porque hizo un gran trabajo, tenía el mejor carro en Renault. Era el paquete completo”.

“Cuando yo estaba en Williams, al carro le faltó un poco, también en McLaren”. 

Mónaco y un triunfo histórico el 1 de junio de 2003

“Yo crecí viendo la Fórmula 1 y crecí soñando con ganar en Mónaco. Entonces poder ganar eso es importante. Pero yo no tenía ni puta idea de que, si uno se gana Mónaco, le toca ir a una gala con el príncipe”. “Apenas se acabó la carrera me dijeron: ‘¿Usted tiene esmoquin?’ Y esa noche fue puro protocolo y nada más. Yo, la verdad, me quería ir a celebrar con toda”. 

La borrachera con Schumacher 

“la única vez que medio hablé con él fue en una fiesta de Mercedes, después de una carrera. Ni siquiera hablamos, sólo nos emborrachamos”. 

La fama de odioso con la prensa

“Comenzó por mi llegada a la F1, fue duro con la prensa,  porque era un golpe al fútbol y, como no entendían, pues no les servía. Y, por otro lado, todos querían entrevistas conmigo. pero no entendían que cuando iba a Colombia, iba a descansar” 

Su salida de la Formula 1

Luego de estar cerca de 5 años en la máxima categoría del automovilismo mundial, Montoya consideró necesario tomar nuevos rumbos, fue entonces cuando en 2006 decide dejar la Formula 1 para ir a la categoría NASCAR de los Estados Unidos, uniéndose al equipo del que había sido su antiguo jefe en la Formula CART, Chip Ganassi. 

Me aburrí de la Fórmula 1, de la politiquería en el momento, la politiquería de los equipos. En ese entonces, Ferrari dominaba como hoy lo hace Mercedes,  y si usted no está en ese carro, no hay nada que hacer”.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba