Opinión

Acercándonos a la igualdad

Adriana Bermúdez

Creyente en que con la verdad, todo se puede. Comunicadora social, Magíster en Administración.

Pasó a sanción presidencial el proyecto que busca ampliar la licencia de paternidad de ocho días a dos semanas. Se pretende, con la aplicación de la ley, que los padres puedan llegar de manera progresiva a pasar hasta cinco semanas con sus hijos recién nacidos, durante las 18 semanas de maternidad.

De acuerdo con el representante a la Cámara José Daniel López, autor del proyecto, la aprobación del legislativo se dio por los papás que quieren disfrutar más tiempo de calidad con sus hijos, por los niños que merecen el cuidado de la madre y el padre y “porque criar también es un asunto de hombres”*. Aquí es donde está lo más acertado de la ley, porque permitirá al padre compartir más tiempo tanto con la madre, como con el recién nacido; le permitirá, desde el principio de la vida de sus hijos, hacer parte de ella, vincularse a su proceso de crecimiento y formativo, no solo llegar en las noches cansado a lidiar con situaciones que desconoce, por muy elementales que parezcan.

Otra ventaja innegable es que la madre tendrá apoyo. Aunque en ocasiones las abuelas maternas pueden vincularse, es mucho mejor y más efectivo para el proceso que el padre pueda ayudar a la madre desde el principio. Al fin de cuentas, dentro o no del hogar, como progenitor es parte esencial de la vida de sus hijos y aportar en su cuidado crea y fortalece los vínculos que se harán permanentes.

Este proyecto es un gran avance en materia de igualdad e inclusión. Es reconocer el valor que tiene un padre en la vida de todo hijo, no sólo como imagen, también como actor; es darle verdadera importancia a su labor, a su aporte, a su ejemplo. Es permitir que, desde ahora, parte de la historia familiar pueda ser el escuchar cómo, esos padres primerizos comenzaron una familia realmente juntos y, quienes tienen los segundos o más hijos, continúan aprendiendo a hacerlo todo entre los dos, conociendo la manera correcta o la más adecuada de cuidar a sus hijos y hacer de ellos mejores personas, mejores seres humanos. Porque si algo le hace falta a nuestra sociedad es una verdadera familia, conformada por el amor, los valores y ganas de salir adelante juntos.

* https://www.semana.com/nacion/articulo/el-abece-del-proyecto-de-licencia-de-paternidad-que-aprobo-el-congreso/202127/

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba